TRADICIÓN Y CULTURA

 

Carnavales y Zahagi-dantza (baile vasco con odres)

La reseña más antigua sobre los carnavales encontrada en los archivos es de finales del siglo XIX. Es de aquella época la ordenanza municipal que regulaba cómo y cuándo podía disfrazarse la gente, tal y como aparece en euskara en el apartado de ordenanzas.

Aunque faltan datos concretos sobre cuál es la base del baile Zahagi-dantza, la teoría más difundida es que el personaje denominado "zahagi" representa a un carbonero que vino al pueblo en carnavales. Llenaba de vino el odre que portaba sobre los hombros para posteriormente llevarlo al bosque. Cuando se emborrachaba, corría detrás de la gente, sobre todo de las chicas, con la intención de besarlas. Al final, los jóvenes del pueblo golpean al carbonero, para que se vaya del pueblo.

Muchas personas de Goizueta cantan algo parecido a esto: “ni ez naiz mozorroa izanagatik lau begi, atoz atoz honara, ez zaitez joan ihesi (yo no soy un 'bicho', aunque tenga cuatro ojos, ven, ven aquí, no te escapes)”.

 

Día de la peña

Algunos jóvenes del pueblo crearon en 1959 la peña Umore Ona, con el propósito de celebrar las fiestas del pueblo como las peñas de Pamplona en San Fermín. Su sede fue la casa Gaindegi. En pocos años dio el salto de ser una cuadrilla a ser el aglutinante de la mayoría de la juventud del pueblo. También dio un salto cualitativo en sus funciones. En un principio organizaban actos para las fiestas de la Virgen, y posteriormente comenzaron a organizar todo tipo de actos durante todo el año: campeonatos de pelota o mus, cabalgata...

A los 25 años de la creación de la peña se inauguró la sociedad del mismo nombre; así, se cumplió el sueño que durante muchos años tuvieron los miembros de la peña. La peña ha tenido, desde su origen, un día específico (18 de agosto) en las fiestas de Nuestra Señora de la Asunción.

 

Día de feria

El pueblo de Goizueta en 1869 hizo una petición al gobernador de Navarra. Durante el año se realizaban cuatro ferias: San Antón, San Isidro, San Miguel y el día de todos los santos. En aquella época se cerraron las ocho herrerías, y siendo el único modo de subsistir la ganadería, no resultaba rentable ir a otros pueblos, ya que requería de muchas horas de camino y muchas veces incluso pasar la noche fuera de casa. Eso acarreaba un gasto. La petición fue aprobada. Sin embargo, con el paso de los años la feria fue perdiendo peso. La feria del cerdo pasó de celebrarse el último sábado de octubre, noviembre y diciembre, a no celebrarse ninguna. El día de feria se recuperó el año 2004. Ese día es muy especial para los goizuetarras, entre otras cosas porque cumple la función de transmisión de costumbres y tradiciones. Desde entonces, la feria se celebra todos los años el último sábado de noviembre.

 

Gastronomía

La gastronomía ha sido y sigue siendo hoy día muy importante en Goizueta. Ejemplo de ello es la “Buru zopa” que se prepara en la localidad: cocido que se hace a base de cabeza de cordero, pulmones y corazón, cebolla, pimiento rojo, pan de sopa, sal y aceite. Hoy en día se mantiene la costumbre de comer manitas de cerdo o “Xangok” (en euskara).

 

Caseríos

La localidad de Goizueta está rodeada de grandes y bonitos caseríos, aunque hoy en día muchos de ellos están vacíos, y algunos, por desgracia, se han derrumbado. Aun así, en Goizueta, al igual que en Leitza y en Arano, hay muchos caseríos, que han sido parte importante de la vida del pueblo.

Actualmente hay alrededor de 100 caseríos y casas de reciente construcción a las afueras del pueblo.

 

Whoops, looks like something went wrong.